REFLEXIONES DE VIAJE

Quiero empezar a compartir las reflexiones que voy teniendo a lo largo de mi viaje, porque a ellas llego después de muchos sentimientos que me van pasando… después de varias experiencias vividas las cuales me hacen pensar, recapacitar y hasta muchas veces modificar la forma en que veo las cosas.

Por qué quiero compartirlas? Por el simple hecho de que soy una convencida de que hablando (bueno… en este caso escribiendo y que ustedes me lean) las personas se encuentran. Compartiendo momentos, historias, creencias, vivencias nos sentimos que no somos los únicos a los que las cosas le suceden, porque a todos nos suceden las mismas cosas pero creo que la clave está en saber mirarlas y aprender de ellas, no sólo dejar que sucedan.

Como antes les dije a ellas llego después de haber vivido varios sentimientos… y con ellas quiero que ustedes se tomen el tiempo necesario para pensar si también en algún momento les ocurrió, si comparten o no lo que yo les transmito, y no importa si no coinciden porque no busco que todos piensen como yo que sino el mundo sería muy aburrido! Sino sólo me importa que se tomen esos segundos para mirarse por dentro, escucharse, sentirse. Porque cuando uno se escucha y se acepta es cuando uno va por lo que quiere!

Además por lo general son reflexiones a las que llego luego de observar el entorno que me rodeo y por sobretodo prestarle atención a aquellas cosas que muchas veces nos pasan frente a nuestros ojos pero no le damos importancia. Por eso en muchas de mis reflexiones hago analogías de la vida con elementos del entorno. 

Espero que les gusten, espero que las disfruten y por qué no, que les den ganas de entrar varias veces a leerlas!!! (como esas anotaciones que hacemos en los libros).

«No puedes recorrer el camino hasta que te hayas convertido en el camino» – Buda

 

EL CIELO

Cuando estaba viviendo en Ko Chang (Tailandia) aprendí a observar la naturaleza y todo lo que ella nos brinda. Y fue allí donde comencé a

EL CAMINO

Mientras uno viaja sólo, todo el tiempo tiene pensamientos y muchas veces no son de los más inspiradores, porque vienen cargados de miedos. Al principio

EL MAR

Estuve unas semanas en la playa, y cada día que veía el mar me venían muchos pensamientos a la cabeza… Un día llegué a la

PUERTAS

Descubrí­ que me gusta fotografiar puertas… por qué? Porque además de que muchas son muy particulares y verdaderas obras de arte… cada puerta expresa un